Muchas ideas para organizar escritorios

Nor­mal­mente nue­stro espa­cio de tra­ba­jo aca­ba abar­rotán­dose de pape­les y mate­r­i­al de ofic­i­na, sobre todo si somos de los que nos cues­ta man­ten­er el orden. A con­tin­uación lan­zamos una prop­ues­ta sobre cómo lib­er­ar el espa­cio de los escrito­rios para orga­ni­zar­los.

Si somos real­is­tas nue­stros espa­cios de tra­ba­jo y escrito­rios no siem­pre están bien orga­ni­za­dos y despe­ja­dos para que podamos tra­ba­jar cor­rec­ta­mente y a gus­to. Los pape­les y el diver­so mate­r­i­al de ofic­i­na sue­len ocu­par un lugar casi per­ma­nente en nues­tras mesas, provo­can­do que teng­amos ele­men­tos innece­sar­ios enci­ma de los escrito­rios, sobre todo tenien­do en cuen­ta el uso esporádi­co que se le da a algunos de estos mate­ri­ales.

Consejos para organizar escritorios

Hace unas sem­anas os traíamos las novedades en orga­ni­zadores para escrito­rios de dis­eño. Hoy os quer­e­mos sug­erir una idea de orga­ni­zación que con­siste en elab­o­rar un tablón, tipo tablón de anun­cios o pan­el de cor­cho, medi­ante car­petas con pin­zas, que además de ayu­dar a instau­rar el orden en nue­stro puesto de tra­ba­jo nos ayu­dará a dec­o­rar la pared para hac­er de este espa­cio un lugar más acoge­dor y agrad­able.

La idea con­siste en pon­er en la pared, como si fue­sen cuadros, car­petas con pin­za for­man­do una figu­ra, por ejem­p­lo un cuadra­do o rec­tán­gu­lo o sim­ple­mente la for­ma que más nos guste, como un corazón o una letra. Este tipo de car­petas tienen la base de un mate­r­i­al duro y resistente y una pin­za, nor­mal­mente metáli­ca, en la parte supe­ri­or. Según el mate­r­i­al de la base con­seguire­mos un resul­ta­do u otro.

Si la base es de madera, mate­r­i­al apto para cualquier esti­lo y dec­o­ración de ofic­i­na y espa­cio de tra­ba­jo, el acaba­do final apor­tará calidez y como­di­dad al entorno. Si por el con­trario elegi­mos una base de mate­r­i­al plás­ti­co y de col­or negro, obten­dremos un resul­ta­do serio y van­guardista.

Otra opción que ten­emos es dec­o­rar y cus­tomizar las car­petas con pin­zas. Podemos dec­o­rar­las con vini­los, for­rar­las con telas y papel, esti­lo decoupage, o pon­er­les algunos detalles con washi tape. De esta man­era obten­dremos un pan­el mod­u­lar total­mente per­son­al­iza­do, que nos per­mi­ta orga­ni­zar nue­stros doc­u­men­tos, pape­les y notas para evi­tar que estén dan­do vueltas por enci­ma del escrito­rio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *